DIÁLOGOS DE MAYO

El 2022 empezó con una baja del fondeo del sistema financiero

El Banco Central informó que en el mes de enero se observó una caída en el saldo de los depósitos en pesos del sector privado de 2,1% en relación a diciembre de 2021. Por su parte, los créditos cayeron 2,2% y se ubicaron en un nivel similar al de enero del año pasado. Por Cecilia Pozzobon
jueves, 21 de abril de 2022 · 00:00

En el primer mes del año se observó una caída en el saldo de los depósitos en pesos del sector privado, de acuerdo con el Informe de Bancos que elabora el Banco Central de la República Argentina (BCRA). 

De acuerdo con el detalle, el fondeo del sistema financiero se redujo 2,1% en términos reales, es decir, descontado el efecto inflacionario. Sin este ajuste, es decir a valores nominales, los depósitos crecieron 1,7% en relación al mes anterior. 

Los especialistas aseguran que este desempeño estuvo explicado por una disminución de 6,5% real de las cuentas a la vista (cajas de ahorro), mientras que los depósitos a plazo presentaron un incremento de 3,1% real (ó 7,2% en términos nominales). 

Al analizar los acontecimientos que pudieron explicar la evolución positiva de los depósitos a plazo se observa el incremento de la tasa de interés mínima dispuesta por el BCRA en los primeros días del mes. Luego, en febrero y recientemente en marzo, se definieron nuevos aumentos de las tasas de interés mínimas, llegando a 43,5% la tasa nominal anual (TNA) para los plazos fijos en pesos de hasta $10 millones de personas humanas. 

Para el resto de los depositantes del sector privado la tasa de interés mínima también aumentó hasta 41,5% TNA.

“Estas disposiciones están en línea con los objetivos y planes del BCRA para el año 2022, que buscan propender hacia retornos reales positivos para inversiones en pesos”, refirió el Central en su informe mensual. En tanto, al realizar la comparación del total de los depósitos con los existentes en enero pero de 2021, se observa que el saldo de depósitos en pesos del sector privado creció 4,9% en términos reales, con incrementos en las cuentas a la vista de 6,3% interanual y de los depósitos a plazo de 3,5% interanual siempre en términos reales.

En contrapartida, el saldo del crédito al sector privado en pesos se redujo 2,2% en términos reales con respecto a fines de 2021, ubicándose de esta manera en un nivel similar al de enero del año pasado expresado en moneda homogénea. 

En este caso, la línea de financiamiento para la inversión productiva de micro, pequeñas y medianas empresas (MiPyMEs) impulsada por el BCRA siguió destacándose en el comienzo del año y acumuló desembolsos por $1,74 billones entre octubre de 2020 (fecha de implementación) y febrero de 2022, llegando a abastecer las necesidades crediticias de unas 220.000 empresas. Dado el destacado rol para canalizar créditos al sector de MiPyMes, recientemente el BCRA prorrogó la línea hasta el 30 de septiembre próximo.

En cuanto al ratio de irregularidad del crédito al sector privado, el Central indicó que no se presentaron modificaciones respecto del cierre de 2021, por lo que se mantuvo en 4,3% en enero. 

En el mismo período se verificó una leve reducción del indicador de morosidad en el financiamiento a familias (hasta alcanzar 4,1%) y un ligero incremento en el correspondiente al crédito a empresas (hasta totalizar 4,7%). 

Finalmente, el Central aseguró que en enero, las previsiones totales del sistema financiero representaron 4,9% del crédito total al sector privado y 112,3% del saldo de crédito en situación irregular.

Valorar noticia

0%
Satisfacción
0%
Esperanza
0%
Bronca
0%
Tristeza
0%
Incertidumbre
0%
Indiferencia

Comentarios