PANORAMA AGROPECUARIO

En ganadería, la previsibilidad será un factor clave para las exportaciones

El Gobierno nacional procura restablecer la confianza con un plan millonario. Si en 2022, la política da señales de razonabilidad la producción en frigoríficos podría llegar a las 1.000 toneladas mensuales. Por Alejandro Cuellar

1038
1038
Alejandro Cuellar Alejandro Cuellar 31-12-2021

Sobre el final del año, sin lugar a dudas que la política ganadera de Argentina es una asignatura pendiente que prolonga la incertidumbre en el sector. La performance del mercado y las expectativas de crecimiento del sector miran la plasticidad demostrada en otros esquemas ganaderos que rigen en países vecinos.

“Aquí todo se hace muy lento porque siempre transitamos la incertidumbre. Nos preguntamos cómo sigue la exportación y cuándo se termina la polémica con las vacas que van hacia China. Si aseguraran que el plan se va a sostener cinco años, pues entonces seria previsible pensar en algo a ese plazo, pero si de repente te cierran las exportaciones al 50% y luego las abren pero te aclaran que podes exportar todo menos siete cortes, así es inviable diseñar una hoja de ruta previsible”, manifestó el consignatario de hacienda, Javier Lafuente.

En este escenario el Gobierno Nacional lanzó recientemente un programa de financiamiento para la producción agropecuaria por 100 mil millones de pesos. El 50% de la iniciativa contará con recursos aportados por BNA y el resto, por el BAPRO, el BICE y otras entidades provinciales.

“Esta línea de financiamiento es para mejorar la productividad de la cadena agropecuaria y también para reforzar, en el caso de la comercialización de la carne vacuna, el troceo, que va a ser un tema muy importante para mejorar tanto la eficiencia de la cadena como la llegada al consumidor”, dijo el ministro de Desarrollo Productivo, Matías Kulfas.

El negocio exportador

Desde la mirada de la industria, el año 2021 estuvo cargado de idas y de vueltas. El frigorífico Logros, de la ciudad de Río Segundo, es una compañía de tradición piamontesa con más de 20 años de incidencia en el mercado. Es la empresa que más conoce el mercado chino y que entiende los códigos del negocio exportador.

“Nuestra filosofía fue siempre creer que el negocio de la carne tenía que ver con la exportación. Logros llego a tener el 73% de su producción destinada a los mercados del mundo. Fuimos las primeras tres plantas habilitadas para exportar a China en el año 2006 y el primer envío lo hicimos recién en el año 2011, teniendo en cuenta la complejidad del mercado chino y los tiempos de los empresarios chinos. De ahí, la importancia de la previsibilidad", señaló José María Roca, Gerente del Frigorífico Logros.

"El 2021 lo transitamos con altibajos, remando en un contexto político que a veces no acompaña al negocio del campo. Estamos trabajando para consolidar nuestro desembarco en el mercado kosher de Israel y en mercados más pequeños pero de gran valor como nichos de la colectividad israelita en el mundo. En realidad, podríamos haber hecho más o haber trabajado mejor. Los precios acompañaron por distintas variables como por ejemplo la peste porcina en China, o los casos de vacas locas en Brasil que ayudaron a sostenernos”, agregó.

Saber, un "commodity"

El factor previsibilidad es considerado en el mercado de exportaciones como un commodity y cualquier interferencia que se produzca en la dinámica del intercambio comercial impacta directamente en la confianza.

“En un episodio de cierre del mercado argentino de exportación, promovido por el ex secretario de comercio Guillermo Moreno, perdimos a la Unión Europea por un tiempo y sufrimos el avance de EE.UU. que nos copó ese mercado. Lograron colocar su carne de feedlot con otro sabor que sedujo el paladar del consumidor europeo. El costo de la medida hizo que perdiéramos clientes y precio. Esta experiencia, sirvió de ejemplo para discutirla en una jornada sobre convenios entre el Mercosur y la UE, cuya conclusión fue que no nos entendemos y todavía hoy estamos frenados en esta historia”, explicó el ingeniero Roca.

Sin embargo, pese a las desventuras de la política, el comportamiento de los precios en el rubro reproductores registrados en los últimos remates distribuidos en distintas cabañas del país operan como indicadores optimistas hacia adelante.

“Hay chacareros que están demandando reproductores porque están guardando vientres en el marco de una visión de la ganadería a futuro. Si analizamos el precio de la invernada es un apoyo concreto al criador. Desde el punto de vista de la tecnología, el mejoramiento de pasturas es notable: la medición de la huella de carbono, la incorporación de sistema de riego por goteo subterráneo que particularmente estamos incorporando o la alimentación de animales con sistema pastoril como lo están pidiendo nuestros clientes alemanes, son todas señales de que la apuesta por la ganadería es importante”, aseguro el CEO de Logros.

Lo que viene

Se anticipa un 2022 con mercados muy demandados como China, EE.UU., Israel y la UE en un contexto de pandemia distinto.

Sin embargo, la mirada concreta del sector está puesta en la política. Si hay razonabilidad la proyección en materia de producción, llegaría a las 1.000 toneladas mensuales sólo desde la planta industrial cordobesa.

Suscribite al newsletter

Redacción Mayo

* no spam